Saltar al contenido

Beneficios de los neurotransmisores al practicar ciclismo

24 mayo, 2019

¿Cómo ciclismo nos afecta neurológicamente, y ¿cómo podemos maximizar los beneficios de andar en bicicleta? Conoce los beneficios que este deporte le aporta a tu cerebro y bienestar mental. 

¿Cómo evolucionó nuestro cerebro con el paso de los siglos?

Antropólogos y psicólogos sugieren que las raíces evolutivas de cerebro del ciclista se remontan a miles de siglos atrás. Cuando los seres humanos la transición de una vida relativamente sedentaria de simio, nuestros antepasados cazadores y recolectores comenzaron a realizar tareas mentales complejas y físicamente exigentes como alimentarse y perseguir presas.

Con el tiempo, nuestra biología se fue adaptando para responder a estos niveles de aumento de la actividad, recompensándonos por participar en las tareas que combinan un compromiso mental con el ejercicio aeróbico. La motivación para viajar es una de las sobras evolutivas de nuestro instinto primitivo a explorar y a buscar sustento. 

Realizar ejercicio aeróbico regular como ciclismo conduce a una caída en los niveles de una hormona de “grasa” llamada leptina. La leptina indica a nuestro cerebro que el cuerpo tiene suficiente energía. Cuando los niveles de leptina son bajos, experimentamos un impulso extra de motivación para la actividad física como un medio para “buscar comida”. 

Cuando seguimos este impulso y realizamos un entrenamiento vigoroso, nuestros cuerpos se están inundado con un agradable Cóctel de norepinefrina, dopamina, endorfinas, anandamida y serotonina que permitan seguir montando en bicicleta durante más tiempo y a mayor intensidad. Esto crea un ciclo de adicción que recompensa al cerebro, lo que nos mantiene a los ciclistas volviendo para más.

https://ofertasciclismo.es/salud-de-tus-pies/

El ciclismo estimulando nuestro cerebro

Practicar ciclismo no sólo nos hace sentir bien; en realidad construye un cerebro más grande, más conectado. Al pedalear aumentamos el flujo sanguíneo saludable a todo el cuerpo,aumentamos la producción de neurotransmisores. Bombear oxígeno y nutrientes a este órgano metabólicamente proporciona una clase de fertilizante neural.

Al estimular el cerebro mediante la actividad deportiva se aumenta la capacidad del cerebro para crecer, y repararse a sí mismo.El ciclismo intensifica la creación de una proteína había llamada BDNF que estimula la formación de nuevas células cerebrales. A través de este proceso, el ciclismo puede duplicar o hasta triplicar la producción de neuronas. 

Como resultado, el ciclismo estimula regiones del cerebro como el hipocampo, que desempeña un papel fundamental en la formación de la memoria y la navegación espacial. Además de aumentar la materia gris, el ciclismo se ha demostrado que desarrolla la materia blanca.

La materia blanca comprometer nuestras habilidades motrices en actividades como el ciclismo y ayuda a mantener este sistema funcionando sin problemas. La evidencia más reciente proviene de una estudio que se llevó a cabo en los países bajos. Donde la mitad de los participantes fueron asignados aleatoriamente a un programa de seis meses de ejercicios en bicicletas fijas. Las exploraciones del cerebro de sujetos asignados al programa de ciclismo mostró un aumento significativo en la fuerza de extensión de la fibra en la materia blanca en pacientes sanos y esquizofrénicos.

Los electroestimuladores. El arma secreta del deporte

Ser más rápido, más fuerte y más feliz

Image result for cycling innovation

Dados los beneficios neurológicos de la bicicleta, no sorprende que ciclismo lleva a mejor función cognitiva. Un estudio en los jóvenes, y hombres sanos vieron sus puntuaciones en pruebas cognitivas antes y después de pedalear una bicicleta estacionaria a intensidad moderada durante 30 minutos. Después del ciclismo, los participantes completaron las pruebas más rápidas que antes y más acertadas en la memoria, razonamiento y planificación. 

Montar en bicicleta también parece ser útil en el tratamiento del Trastorno de Hiperactividad. Algunas personas han llegado a nombrar el ciclismo el natural Ritalin.

Estudios continuos están aumentando la evidencia científica detrás de estas observaciones. Un estudio encontró que después del ejercicio aeróbico, los cerebros de los niños diagnosticados de Trastorno por Déficit de Atención e Hiperactivad presentan función neuronal comparable a los cerebros de los niños que no tienen TDAH.

Los neurotransmisores involucrados en el ciclismo

Image result for neurotransmitters

Los beneficios mentales del ciclismo pueden mejorar nuestra salud emocional. El uso de la bicicleta inunda nuestro cuerpo con poderosos neurotransmisores, los mismos compuestos químicos destinados medicamentos contra la ansiedad y la depresión.

Al practicar ciclismo existe una mejora en los niveles de la serotonina (la “hormona feliz”). 

Experimentamos un aumento de dopamina, que nos hace sentir bien y pone a punto nuestro enfoque acelerando el tiempo de reacción muscular. 

Y ponemos a tope la noradrenalina, que nos permite a la información del proceso en un nivel subconsciente y que nos da esa gozosa sensación de tiempo suspendido.

Curiosamente, ciclismo también aumenta los niveles sanguíneos de un cannabinoide natural llamado anandamida. Los cannabinoides afectan la misma parte del cerebro actuado por marihuana, lo que explica por qué tanta gente siente un “alto del ciclista” durante un largo trayecto. La activación del sistema endocannabinoide da a ciclistas un alza de euforia, mejora el pensamiento creativo y nos ayuda a encontrar soluciones novedosas a problemas.

¿Qué dicen los estudios?

Los beneficios mentales y emocionales de la bicicleta tienen un profundo impacto en nuestro bienestar. Realizar ejercicio aeróbico regular como ciclismo previene y alivia el estrés, la ansiedad y la depresión. Uno estudio analizó los niveles de cortisol, una hormona del estrés, en pacientes deprimidos antes y después de pedalear una bicicleta estacionaria. Después de sólo 15 minutos de pedaleo, los niveles de cortisol disminuyeron considerablemente y los síntomas de depresión mejoraron. Otro estudio analizó que realizar tan solo 20 a 30 minutos al día de ejercicio aeróbico puede prevenir la depresión a largo plazo.

Porque nos duele la rodilla montando en bici