Saltar al contenido

¿Qué ropa de bici me llevo para una ruta cicloturista de varios días?

13 febrero, 2018

Muchos aficionados a la bicicleta en un momento determinado nos hemos decidido a hacer un viaje en bicicleta de varios días con amigos, pareja, hijos…… Este tipo de viajes se preparan con mucha ilusión. Primero se decide qué ruta se va a hacer, de cuántos días disponemos para hacer la ruta, cuántos kilómetros más o menos vamos a hacer en cada etapa, y cuadrar las etapas con los alojamientos en los que tengamos pensado quedarnos a pasar la noche (albergues, hostales, hoteles…..).

Una vez que tenemos organizada más o menos definitivamente la logística general de nuestro viaje nos asalta a todos la misma pregunta: ¿QUÉ ROPA PARA LA BICI ME LLEVO?. Pues bien, esta pregunta en principio es muy sencilla de contestar. Hay que llevar lo mínimo imprescindible, ya que tendremos que cargar con todo lo que nos llevemos en nuestra bicicleta, y si llevamos demasiado peso nos pasará factura.

C013TTCC-UU-front

Pero evidentemente decir que hay que llevar lo mínimo imprescindible es muy sencillo, por lo tanto, en este artículo vamos a intentar averiguar qué es exactamente lo mínimo imprescindible.

La mayoría de los que hemos hecho alguna vez alguna ruta cicloturista de varios días, a la vuelta de nuestra primera ruta seguramente nos habremos dado cuenta de que hay mucha ropa de nuestro equipaje que ni siquiera los hemos llegado a utilizar, que los hemos introducido en nuestras alforjas “por si acaso”.

La palabra clave que tenemos que tener en cuenta respecto a qué ropa nos tenemos que llevar es reutilización. Si vamos a hacer un viaje de por ejemplo cinco días, no tiene sentido que nos llevemos ropa para cada uno de los cinco días que va a durar nuestro viaje.

Ropa para la bicicleta

Lo primero que habría que hacer es mirar la previsión meteorológica de la zona donde vamos a ir. Si la previsión es de mucho calor todos los días con llevarnos dos culotes cortos, dos maillots de manga corta, dos camisetas interiores de manga corta o sin mangas y dos pares de calcetines de verano sería suficiente como ropa para ir en la bici. Hay que tener en cuenta que cuando lleguemos a nuestro alojamiento podremos lavar la ropa que hemos llevado puesta durante la jornada, y así la tendremos lista para poder utilizarla de nuevo.

Si la previsión de tiempo es que va hacer frío todos los días, en lugar de culotes cortos y maillots de manga corta los cambiaremos por dos culotes y dos maillots de invierno. Si sabemos que va a hacer frío introduciremos calcetines de invierno y cubrebotas.

El problema es cuando las previsiones del tiempo son cambiantes y es posible que haga tanto frío como calor, aquí es donde tendremos dudas. Una solución para el tiempo cambiante son tanto los manguitos como las perneras. Esto nos permitirá llevar solamente las equipaciones de verano, y poder “transformarlas” en equipaciones de invierno con la utilización de manguitos y perneras. En este caso no estaría de más introducir una chaqueta de invierno para no pasar demasiado frío en la parte superior del cuerpo. En cuanto a los calcetines, en este caso la recomendación sería llevar solamente calcetines de verano y llevar unos cubrebotas, así cuando la temperatura sea más baja podremos llevar los cubrebotas.

En cuanto al calzado lo ideal sería llevar solamente unas zapatillas de verano, a no ser que fuera a hacer un frío excesivo todos los días, en cuyo caso tendríamos que llevar las de invierno. Con el tiempo cambiante, con los cubrebotas podemos convertir las zapatillas de verano en zapatillas de invierno.

En cuanto a los guantes, la recomendación sería llevar solamente los guantes de verano, y llevar como complemento unos guantes finos que nos pondríamos debajo de los guantes de verano en el caso de que hiciera frío.

Otro complemento importante serían los pañuelos tipo buff, que no ocupan nada y pesan muy poco. Es recomendable llevar dos de ellos, ya que los podemos utilizar de diferentes maneras en caso de que haga frío, nos podremos cubrir solamente el cuello en forma de braga, o nos podemos cubrir toda la cabeza, incluyendo las orejas, en el caso de que haga frío.

En conclusión, lo ideal es llevar la mínima cantidad de ropa, y que además podamos reutilizarla varias veces. Y fundamental son los complementos como las perneras, manguitos, guantes interiores, cubrebotas, que nos permitirán cambiar la ropa de verano a ropa de invierno de una manera muy sencilla, con poco espacio y poco peso.

En Merkabici dispones de una amplia gama de productos textiles que seguro se adaptan a tus necesidades.

Las imágenes de este artículo han sido obtenidas de las páginas oficiales de topeak y orbea.